Placa CNP CUERPO NACIONAL DE POLICÍA
Cuerpo Nacional de Policía


COMUNICACIÓN
COMISARÍA VIRTUAL
CONÓCENOS
PARTICIPACIÓN
CIUDADANA
Estás en PORTADA NOTAS DE PRENSA Nota de Prensa

Notas de Prensa

Imágenes
La Policía Nacional detiene a ocho fugitivos reclamados por homicidio, narcotráfico, atracos, estafa o tráfico de seres humanos

La cooperación policial a través de INTERPOL, EUROPOL o SIRENE es clave para localizar a criminales evadidos

La Policía Nacional detiene a ocho fugitivos reclamados por homicidio, narcotráfico, atracos, estafa o tráfico de seres humanos

Entre los arrestados se encuentra una pareja belga conocida como los “Bonnie and Clyde” de la estafa

Uno de los miembros del clan gallego de “Los Panarros”, condenado a 20 años de prisión por su implicación en el tráfico de más de cuatro toneladas de cocaína, ha sido localizado en Pontevedra

Esta misma semana ha sido detenido un sicario reclamado por Francia acusado de dos homicidios, banda organizada y secuestro, por lo que puede ser condenado a cadena perpetua


07-noviembre-2010.- La Policía Nacional ha detenido en los últimos días a ocho delincuentes reclamados por las autoridades de diversos países por homicidio, narcotráfico, estafas, malversación, delitos contra los derechos de los trabajadores, tráfico de seres humanos, amenazas o detención ilegal. Los arrestos se han producido gracias al intercambio de información y cooperación policial a través de organismos como INTERPOL, EUROPOL y SIRENE. Las autoridades judiciales de diversos países como Bélgica, Italia, Francia, Rumanía, EE.UU. o España buscaban a estos delincuentes evadidos que han sido identificados y detenidos tras la investigación, en la mayoría de los casos, de los agentes del Grupo de Localización de Fugitivos de la Comisaría General de Policía Judicial.

La mayoría de estos criminales evadidos de la justicia pertenecen a grupos organizados. El pasado año se detuvieron 5.881 miembros de redes criminales, de los que 2.881 eran de nacionalidad española, y se desarticularon 561 grupos de crimen organizado.

127 millones de dólares estafados

Esta misma semana era detenido Richard S. P. en las inmediaciones de un restaurante del puerto de Barcelona, en un dispositivo conjunto realizado por la Comisaría General de Policía Judicial y la Jefatura Superior de Policía de Cataluña, junto con el SOCA británico y el Servicio Secreto de los Estados Unidos de América. El arrestado era reclamado por Estados Unidos por diversos delitos de estafa y blanqueo de capitales. Las víctimas habrían perdido más de 127 millones de dólares a través de la compra de acciones sin valor de compañías vacías.

Desde julio de 2004 a marzo de 2009, Richard S. P., junto a otros cómplices, vendieron acciones restringidas y virtualmente sin valor de compañías vacías no operativas a víctimas inversores que residían fuera de los EE.UU, en su mayoría del Reino Unido. La venta se realizaba a través de tele-operadores que funcionaban en centros conocidos como “boiler rooms”, localizados principalmente en España, y que utilizaban técnicas de venta de alta presión y engañosas. Los beneficios de estas ventas eran ingresados en cuentas de supuestas empresas controladas por el detenido y sus colegas.

Se le acusa de estafa, fraude postal, fraude electrónico, blanqueo de capitales y transacciones monetarias ilegales. Tras más de dos años de investigaciones conjuntas de la Policía Nacional española, el SOCA y el Servicio Secreto de los EE.UU, el fugitivo ha sido localizado y detenido en Barcelona.

Los “Bonnie and Clyde” de la estafa

Entre los arrestados se encuentra una pareja de nacionalidad belga conocida como los “Bonnie and Clyde” de la estafa. La justicia de Bélgica había emitido dos Órdenes Europeas de Detención y Entrega por delitos de estafa, robo, impago, amenazas, agresiones, falso testimonio y daños. Desde el año 2000, los ahora detenidos estafaban a personas ganándose su confianza con distintas artimañas, firmaban cuotas utilizando la documentación de esos sujetos y se quedaban posteriormente con el dinero recibido. Cuando las víctimas preguntaban por su dinero, los delincuentes les amenazaban y, en algunos casos, llegaron a agredir físicamente a alguno de los perjudicados. En otra ocasión robaron el coche de uno de los estafados y lo estrellaron contra un muro.

Los “Bonnie and Clyde” belgas, Didier G y Patricia K, fueron detenidos en la inmediaciones de su domicilio en Peñíscola por agentes de la Comisaría Provincial de Castellón, coordinados por el Grupo de Localización de Fugitivos.

Huido tras un permiso carcelario

Fabrice David N., de origen francés y 40 años, cumplía condena de prisión en Francia por la comisión de 10 atracos a bancos con armas de fuego y rehenes. Tras un permiso carcelario, Fabrice no regresó a la prisión. Las autoridades policiales galas informaron a la Oficina SIRENE España de la posibilidad de que se encontrase en Gran Canaria. Agentes de la UDYCO de Las Palmas, junto a efectivos del GOES, le detuvieron en las inmediaciones de un hostal del centro de la ciudad. El fugitivo tenía la intención de trasladarse a Senegal para reunirse con su esposa e hijos, según manifestó en su declaración.

Un sicario en Benalmádena

El 13 de mayo, en la localidad francesa de Chalon Sur Saone, dos personas fueron apaleadas y secuestradas por varios individuos. Al día siguiente una de las víctimas fue encontrada muerta con impactos de bala y la otra aparecía herida, por al menos tres disparos, en una autopista. La investigación desvelaba que se trataba de un ajuste de cuentas entre traficantes de droga. Uno de los implicados era Abdelkader H., de 28 años. La justicia francesa había emitido una OEDE para esta persona acusada de dos homicidios, uno en grado de tentativa, banda organizada y secuestro.

La Policía Nacional le ha detenido esta misma semana en Benalmádena y ha sido puesto a disposición judicial. La pena máxima prevista para el delito de homicidio por la legislación francesa es la cadena perpetua.

20 años de cárcel para uno de los “Panarros”

La Audiencia Nacional condenó en 2008 a Joaquín A. a 20 años de prisión por un delito de tráfico de estupefacientes. Este fugitivo es miembro del Clan de los “Panarros” y está implicado el tráfico de cocaína por vía marítima. La UDYCO Central interceptó dos cargamentos en los que estaba involucrado: en 2003 se incautaron más de 3.300 kg de cocaína en un barco denominado “Caridad C” y otros 1.216 kg en la embarcación “Doña Ana”. La detención ha sido realizada por agentes de l GRECO de Galicia en una céntrica calle de Pontevedra.

Explotación de menores para mendigar

En Barcelona se ha detenido a Alidon N., natural de Rumania, y acusado por su país de captar a menores de etnia gitana en los distritos rumanos de Calarasi y Ialomita. Sus víctimas eran posteriormente trasportadas hasta el Reino Unido y España para mendigar en las calles y eran obligadas a entregar el dinero a los miembros de la organización a la que pertenecía Alidon N.. El ahora arrestado pertenecía a un grupo organizado que blanqueaba el dinero obtenido por los menores en bienes muebles e inmuebles. Su detención se produjo en las inmediaciones de la plaza Fornells de Barcelona por agentes de la Brigada Provincial de Policía Judicial, coordinados por el Grupo de Localización de Fugitivos.

Cocaína destino Italia

La justicia italiana había emitido una Orden Europea de Detención y Entrega para Jhonny Antonio R., un ciudadano de origen colombiano y con 40 años. Esta persona estaba implicada, junto a otros cómplices, en la importación de más de 10 kilos de cocaína, en dos partidas distintas, cuyo destino final era la distribución en Roma.

Jhonny ha sido arrestado en el centro de Madrid.


Para más información, comunicar con el Gabinete de Prensa de la Dirección General de la Policía (Teléfono 91 322 33 19)