Consejos

Uso seguro de Internet

  • Ir arriba

    Medidas a adoptar por los padres, respecto de sus hijos

    • Hay que establecer unas reglas de uso y consecuencias.
    • Adaptar sus horarios escolares y de estudio a la utilización de dispositivos electrónicos.
    • Controlar los tiempos de uso.
    • Enseñarles a no solicitar productos sin aprobación familiar.
    • Motivarles para que realicen sus propias búsquedas sobre temas de interés.
    • Comentarles los efectos perjudiciales y beneficiosos del uso de internet, que pueden causar a la intimidad personal. Deben conocer los peligros que entraña chatear con identidades de supuestos amigos y que resultan ser falsas, y nunca difundir material de contenido sexual.
    • Controlar las facturas telefónicas estableciendo presupuestos para gastos online.
    • Dedicar especial atención a los juegos que los hijos suelen recibir, intercambiar o copiar. No todos son divertidos, los hay peligrosos y violentos.
    • No se deben dejar convencer sobre las posibles ventajas económicas que suponen las compras de copias ilegales de juegos, software, películas, etc.
    • Supervisar los contenidos a los que acceden, por si pudieran ser perjudiciales para su educación y desarrollo (temas pornográficos, violentos, racistas, etc.)
    • Valorar la posibilidad de instalar filtros y programas de control parental para acceso a determinadas actividades.
  • Ir arriba

    Medidas a adoptar por los hijos

    • En caso de ser víctima de un mal comportamiento online, cuéntaselo a un adulto.
    • No regales información: tus datos personales no deben estar al alcance de desconocidos.
    • Cuidado con las fotos que subes a internet, dan mucha información sobre ti y sobre tu familia. Pregunta a tus padres antes de compartirlas.
    • Cuida tu imagen online igual que lo harías en la vida real.
    • Evita los contenidos que no sean apropiados para tu edad.
    • Tener encuentros con desconocidos puede ser peligroso.
    • Ten cuidado con los mensajes extraños y los archivos adjuntos, podrían ser un virus.
    • Protege tu equipo con antivirus y contraseñas seguras.
  • Ir arriba

    Precauciones al comprar en internet

    • Comprobar que la web de la tienda online disponga de un certificado de seguridad. Si lo tiene, el navegador mostrará un icono con forma de candado y la URL empezará por https en lugar de http.
    • Realiza tus compras en páginas que te inspiren confianza, donde aparezca el responsable de la tienda online y su ubicación.
    • Si es posible, utiliza una tarjeta de uso exclusivo para realizar pagos online.
    • Desconfía de las ofertas demasiado atractivas, ya que podrías estar ante una web fraudulenta o una estafa.
    • No olvides comprobar que tus dispositivos están configurados correctamente y la conexión a internet es segura antes de proporcionar tus datos personales o tus datos de pago.
    • Nunca envíes dinero en efectivo para completar una compra. Elige con cuidado el medio de pago.
    • Cuidado con abandonar las copias de los resguardos de compra en las proximidades de los Terminales de Punto de Venta, pues contienen información sobre las tarjetas que puede ser utilizada.
    • No introducir el número de la tarjeta en páginas de contenido sexual o pornográfico, en los que se solicita como pretexto, para comprobar la mayoría de edad.
  • Ir arriba

    Precauciones sobre el correo electrónico

    • Presta atención al abrir mensajes de correo de origen desconocido y al abrir archivos adjuntos.
    • Adopta las medidas necesarias, cuando te ofrezcan "regalos" sustanciosos y, para recibirlos, tengas que llamar por teléfono a números de tarifación especial o números premium.
    • Piensa bien a quién facilitas tu dirección de correo electrónico.
    • Ten activado siempre, un antivirus.
    • Para que tus datos viajen seguros, envía tus mensajes cifrados.
  • Ir arriba

    Medidas a adoptar por empresas

    • Usar contraseñas de calidad y cambiarlas periódicamente.
    • No dejar las contraseñas accesibles a personas extrañas.
    • Confiar la gestión de la red a un responsable cualificado.
    • Diseñar un protocolo del uso de la red.
    • Controlar las operaciones y transacciones, en horario no habitual.
    • Establecer una política adecuada de copias de seguridad.
    • Control sobre personas externas a la empresa (técnicos, informáticos, mantenimiento, etc)
    • Actualización constante del software.